Minería: cambio de nombres, la misma política con una máscara ambiental

0
217

Por primera vez una mujer está a cargo de la Secretaria de Minería, la funcionaria se desempeñó en áreas ambientales. Aunque el gobierno ratifica su proyecto de desarrollo minero a cielo abierto en provincias en donde está prohíbido.


Con la salida de Juan José Aranguren del área de Energía y Minería, los nombres han cambiado, pero el rumbo de la política es la misma, en reemplazo de Daniel Meilán se designó por primera vez a una mujer como Secretaria de Minería de la Nación, se trata de Carolina Sánchez, quien se desempeñaba como directora técnica del INTI en Jujuy.

El Ministro de Producción, Dante Sica, está a cargo del área minera, y fue quien eligió a Sánchez para que guíe el rumbo de la minería en Argentina. La flamante Secretaria de Minería viene del mundo ambiental, se desempeñó en esas áreas en el Ministerio de Ambiente y Producción Sustentable de Salta y fue docente e investigadora de la Universidad Nacional de Salta, aunque también fue consultora de organismos de financiamiento internacional.

Con una máscara ambiental el gobierno pretende avanzar en temas que necesita destrabar para que los empresarios extractivistas puedan desarrollar controvertidos proyectos mineros en el país, como el caso del Proyecto Navidad en Chubut.

El rumbo del gobierno nacional no se mueve con la designación de Sánchez, para el propio presidente Mauricio Macri la minería “es un acto de justicia” para las provincias y en el caso de la extracción de litio, muy cuestionada por la contaminación que genera, aseguró que nuestro país “en cinco años puede ser el  proveedor más importante del mundo de litio”.

Desde el mundo minero ya le marcaron la cancha a la nueva encargada de minería, los temas que se tienen que agilizaron son: “la modificación a la Ley de Glaciares, las prohibiciones de hacer minería a cielo abierto en Chubut, La Rioja y Mendoza, el avance en el desarrollo de los minerales nucleares”.

Chubut es una muestra de cómo el gobierno nacional se manejaría en este nuevo rol que le quiere dar al área minera: dándole a cada provincia la potestad de decidir si quiere o no el desarrollo minero, lo que no contempla esta visión es que ya la población de las provincias en donde pretenden desembarcar las empresas extranjeras se manifestaron con un No a la mineria y a la contaminación.

elfederal.com.ar