Profesionales expertos en Minería y Metalurgia se han dado cita hoy en Valladolid para reflexionar sobre la capacidad de generar riqueza del sector y para transmitir a la sociedad que una minería sostenible es posible. En concreto, se puso de manifiesto que Castilla y León tiene numerosos metales y minerales imprescindibles para las nuevas tecnologías como tierras raras con neodimio, cobalto, cobre, titanio, germanio para los móviles y la electrónica de automóviles y el sistema digital, así como estaño y wolframio que sirven para mejorar los aceros.


Ángel Cuaresma

Organizada por la Confederación Nacional de los Empresarios de la Minería y la Metalurgia (CONFEDEM), con el apoyo de la Junta de Castilla y León y a través de la Dirección General de Energía y Minas, se ha celebrado en la Escuela de Ingenieros Industriales de la Universidad de Valladolid una Jornada de diálogo e información que lleva por título La industria, motor de desarrollo económico y social.

La apertura de la jornada contó con la participación del director general de Energía y Minas de la Junta de Castilla y León, Ricardo González Montero y del presidente de CONFEDEM, Juan José Cerezuela Bonet, quien destacó que España no sólo dispone de importantes yacimientos de las materias primas que demanda la industria tecnológica mundial, sino también «de conocimientos y tecnologías para su aplicación y transformación, de profesionales altamente cualificados de reconocido prestigio internacional para su desarrollo, y de grupos con contrastada solidez económica y reconocida actuación responsable, interesados en invertir en nuestro país en este tipo de actividades».

Cerezuela Bonet, que recalcó además que nuestro país destaca por sus recursos geológicos entre el resto de los Estados miembros de la UE, insistió igualmente en los ejemplos, detallados a lo largo de la Jornada, «en materia de sostenibilidad, de cuidado del entorno y de rehabilitación de zonas afectadas y repoblación de comarcas».

Antes de terminar su alocución, el presidente de CONFEDEM quiso dejar claro que «si entre todos ayudamos al importantísimo crecimiento que puede tener nuestra industria, conseguiremos una destacada generación de riqueza que propiciará una indiscutible aportación al desarrollo en todos sus aspectos. No olvidemos que pretender desarrollo social sin generación de riqueza no deja de ser una utopía».

Por su parte, el director general de Energía y Minas de la Junta de Castilla y León, Ricardo González Montero, se mostró preocupado por las críticas que recibe la minería sin conocimiento porque “la minería es muy necesaria para la vida diaria de la gente” y en Castilla y León “fija la población en las zonas rurales, impulsa el crecimiento económico con proyectos a largo plazo, genera empleo de calidad por duración y alta remuneración”. González Montero considera que se van a solucionar los problemas urbanísticos que afectan a diversos proyectos con la iniciativa parlamentaria que puede quedar completada en un mes y ofreció los datos de riqueza que genera la minería en Castilla y León con 400 millones de euros. El director general abogó por aprovechar los proyectos mineros que promueve la Unión Europea, hacer que haya conciencia social de la necesidad de la minería y garantizar la sostenibilidad ambiental de los proyectos mineros ajenos al carbón y muy necesarios para las nuevas tecnologías y sus aplicaciones.

Tras el acto de apertura, que contó igualmente con la participación de Jesús A. Pisano Alonso, director de la Escuela de Ingenierías Industriales de la UVA, se desarrollaron las mesas redondas establecidas en el programa.

Moderada por Ángel Cámara Rascón, presidente del Consejo Superior de Colegios de Ingenieros de Minas de España, la mesa redonda sobre El sector minero-metalúrgico en Castilla y león conto con la participación de Juan Llamas Borrajo y Carlos López Jimeno, ambos catedráticos de la E.T. Superior de Ingenieros de Minas y Energía de Madrid; Gregorio Antolín Giraldo, profesor titular de la Escuela de Ingenierías Industriales de Valladolid; José María Casas Escobar, director general para Europa de MAXAM; Roberto Martínez Orío, jefe del Área de Recursos Minerales del IGME; Ricardo Rico Castreño, director de SIEMCALSA; Aurelio de Grado, director gerente del Centro Tecnológico PINACAL INSER; Tomás Vecilla Fernández, director facultativo de SALORO, y José Olalla Briones, asesor de NUBA Screening Media.

Tras el café de media mañana, tendrá lugar la segunda mesa redonda de la jornada, La transparencia como factor clave de la RSC y de la Comunicación. Respuesta a los Grupos de Interés, que contó con el director General de CONFEDEM, Vicente Gutiérrez Peinador, como moderador. Participaron en esta mesa: Heliodoro Mariscal Álvaro, director general de RSC de ATLANTIC COPPER; Santiago Cuesta López, general manager de ICAMCYL Foundation; Francisco Bellón del Rosal, vicepresidente de BERKELEY MINERA ESPAÑA; Macarena Valdés Elizalde, relaciones públicas de MATSA; Juan León Coullaut Sáenz de Sicilia, director general de CRS Ingeniería; Graciela Keskiskian, de la Cámara Argentina de Empresarios Mineros; Javier Carrillo de Albornoz Portes, director de Mercado de SUEZ; Manuel Gómez Díaz, de Bussines Development Manager de VEOLIA, y Marta Gutiérrez Gómez, CEO de SigneBlock.

La Confederación Nacional de los Empresarios de la Minería y la Metalurgia (CONFEDEM) viene realizando este tipo de jornadas desde hace siete años en distintas Comunidades Autónomas con el objetivo de transmitir a la sociedad civil española la realidad de sus proyectos industriales y su consiguiente apoyo al crecimiento de la riqueza nacional y a la creación de puestos de trabajo.

gaceta.es