Misión a Londres en busca de negocios por 1000 millones de libras

0
91

Organizado por la Cámara de Comercio Argentino-Británica (CCAB), un grupo de empresarios y funcionarios argentinos viajará a Londres para fortalecer la integración comercial entre ambos países, que al momento es casi insignificante: Gran Bretaña fue el destino de poco más del 1% del total de exportaciones argentinas, mientras que menos del 1% de las importaciones totales de la Argentina provienen del Reino Unido .


Sofía Diamante

Gran Bretaña tiene el UK Export Finance, una agencia estatal que pone a disposición un crédito para inversiones británicas en el exterior. Este organismo acaba de autorizar un préstamo por 1000 millones de libras para impulsar actividades económicas de empresas de Gran Bretaña en la Argentina. El uso de estos fondos es el que irán a buscar los empresarios y funcionarios argentinos.

Entre las empresas británicas que tienen presencia en el país se encuentran el banco HSBC, Shell, Pan American Energy, British American Tobacco, Aggreko, Unilever, PwC, Deloitte y BP.

El viaje comercial, que se llevará a cabo entre mañana y el próximo jueves, será el tercero desde que, en 2017, se realizó el primero para incentivar el diálogo. “La misión 2018 -compuesta por 60 empresarios y 20 funcionarios nacionales y provinciales- dejó sentadas las bases para seguir trabajando con mayor profundidad en las agendas sectoriales”, dijeron en la CCAB. Los sectores representados este año son energía, petróleo y gas; minería, finanzas e infraestructura, agroindustria, economía del conocimiento y acceso a mercados.

Para atraer el interés de empresas británicas, mañana habrá un seminario en la residencia del embajador argentino en Londres, en el que funcionarios y empresarios expondrán la situación del país sobre los sectores de interés.

Entre los que confirmaron asistencia se encuentran el subsecretario de Relaciones Económicas Internacionales, Pablo Quirno; el subsecretario de Mercados Agropecuarios, Jesús Silveyra; el gerente general del BICE, José Luis Morea; el ministro de Energía de Neuquén, Alejandro Monteiro, y varios empresarios que expondrán en distintos paneles.

En el sector finanzas, el país buscará atraer inversiones para los proyectos de participación público-privada (PPP). “Se presentarán los avances y resultados del sistema PPP en la Argentina y las necesidades y planes de acción adoptados para esta nueva etapa más compleja, en la que la financiación de proyectos juega un rol clave”, dijeron en la cámara binacional.

En agroindustria, la Argentina buscará volver a venderle carne vacuna a Gran Bretaña. “El Reino Unido fue durante cinco décadas el principal mercado para las carnes argentinas y hoy es un gran consumidor de carne vacuna, pero importa casi exclusivamente de Irlanda. Es un mercado muy interesante para la reintroducción de las carnes argentinas, sobre todo después del Brexit”, señalaron.

Vaca Muerta

Al día siguiente, se llevará adelante otro seminario, pero focalizado en Vaca Muerta, el principal centro de atracción que tiene hoy el país, con el fin de “captar empresas británicas con voluntad de participar de los proyectos de exploración y explotación planificados, incluyendo los de energías renovables”.

Entre las empresas que participarán, se encuentran representantes de YPF, Pan American Energy, Shell Argentina, Pampa Energía, Vista Oil & Gas, TGS, Tecpetrol y Gas y Petróleo del Neuquén. Además estarán las compañías de servicio internacionales Schlumberger, Halliburton y Baker Hughes.

Ese mismo día será el turno también de hablar de las oportunidades en el sector minero. “El objetivo es atraer a las grandes operadoras mineras británicas, ya que la Argentina cuenta con varios proyectos de cobre a desarrollar que por su tamaño, requerimientos de infraestructura, tecnología y financiación resultarán atractivos a los grandes operadores. Además se buscará presentar el potencial del país en la minería de litio como factor necesario para el desarrollo en la producción de vehículos eléctricos”, indicaron representantes de la cámara argentino-británica.

Por: Sofía Diamante

La Nación