Una nueva técnica permitirá extraer oro con un mínimo impacto medioambiental

0
143
©David Howells 2016
www.davehowellsphoto.com

Se llama “minería sostenible por perforación” o SMD, por sus siglas en inglés. Es un nuevo método de extracción de oro que causa un impacto mínimo en el medio ambiente y resulta ideal para determinadas explotaciones en las que no es necesario construir una mina. De momento, se está comenzando a experimentar en algunas explotaciones en Ghana y Canadá, pero dependiendo de los resultados, su uso podría revolucionar el sector de la minería de oro.


por José Ángel Pedraza

El nuevo sistema está sido desarrollado conjuntamente entre la compañía minera canadiense Anaconda y la Memorial University of Newfoundland, de Terranova. Denominado “minería sostenible por perforación” o SMD, el proyecto ha resultado finalista de la competición #DisruptMining de este año, organizada por la compañía Goldcorp.

Este nuevo método consiste en una serie de perforaciones de precisión, mediante las cuales es posible extraer directamente el oro de yacimientos muy estrechos.

Cuenta con múltiples ventajas como la escasa inversión de capital que requiere, ya que las múltiples perforaciones pueden encargarse a una empresa externa, lo que reduce aún más los costes.

Además, este tipo de minería no precisa de la construcción de una costosa planta de procesado, eliminando elementos como las máquinas que se encargan de triturar, trasladar y precipitar el mineral. Tampoco se necesitan circuitos de agua, ni elementos químicos como el cianuro, ni es preciso construir presas de relaves, con el riesgo que conllevan.

Tampoco se necesitan instalaciones subterráneas, lo que reduce el tiempo que se tarda en obtener las autorizaciones y se reducen los costes, mientras que el impacto medioambiental de la mina es muy reducido, ya que no hay zanjas, ni túneles.

La producción se obtiene directamente de la perforación de agujeros de unos 25 metros de diámetro. Una vez extraído el mineral, se vuelven a rellenar de tierra y a repoblar la capa vegetal de la superficie, con lo que la apariencia del terreno es la misma que antes de perforar.

Se calcula que es posible extraer alrededor de 100 toneladas de material diarias de cada perforación.

El coste de operación es muy bajo: las estimaciones iniciales apuntan a que la inversión sería inferior a la mitad del coste habitual de una mina subterránea. Además, la perforación sería realizada por máquinas eléctricas, alimentadas por una red de paneles solares.

De momento, la compañía Anaconda ha anunciado que realizará pruebas de campo en uno de sus yacimientos de Terranova, a partir de finales de agosto o principios de septiembre, durante un periodo aproximado de dos meses.

La compañía Asante Gold Corporation tiene previsto experimentar con este nuevo método en su mina de Kubi (Ghana). Según su CEO, Douglas MacQuarrie, esta nueva forma de minería permitirá, al igual que el ‘fracking’ o fracturación hidráulica con los depósitos de gas o petróleo, explotar yacimientos que, de otra forma, no serían económicamente rentables.

La tecnología SMD resulta especialmente apropiada para un yacimiento como el de Kubi, rodeado de capas de rocas duras y con una concentración estimada de aproximadamente 5 gramos de oro por tonelada.

(Foto ©David Howells – Anaconda Mining)

Oroinformacion.com