Santa Cruz: Girl power minero en Santa Cruz, mano a mano con Carina Zini, responsable de las relaciones institucionales y comunitarias de Minera Don Nicolás

0
683

En diversas oportunidades hemos destacado el rol de la mujer en la minería, un rol cuyo protagonismo crece cada día y lo hace además sin titubeos, no sólo en los puestos de campo sino también en los sectores ejecutivos y de toma de decisiones.


Desde noticiasmineras.com decidimos salir a buscar a una protagonista, una referente, para que nos comente la actualidad minera desde la óptica femenina. Y no tuvimos que ir muy lejos, ni siquiera salir de los límites de Santa Cruz para encontrarla. Se trata de una persona que se involucró tímidamente en la actividad pero que supo ganarse, fruto de su capacidad, esfuerzo y dedicación un importante lugar en la minería tanto a nivel local como nacional, participando activamente en la CAMICRUZ y también en CAEM y que además tiene la responsabilidad de desarrollar las relaciones institucionales y comunitarias de la recientemente inaugurada Mina Don Nicolás, nos referimos a Carina Zini quien amablemente tuvo la deferencia de conversar con nosotros.

AGENCIA DE NOTICIAS MINERAS (ANM): Hace un tiempo, tuvimos oportunidad de escucharte en una entrevista radial donde comentaste algo que realmente nos llamó la atención, porque si bien las mujeres están logrando un gran protagonismo en el ambiente minero vos subiste un poco más la vara aún y lograste avanzar sobre un sector donde existen todavía menos mujeres que en la minería, que es el portuario y lograste una importante simbiosis que a la larga representa un potencial beneficio no sólo para Don Nicolás sino también para las comunidades en zona de influencia y para el resto de las compañías que operan en Santa Cruz.

CARINA ZINI (CZ): “Si bien actualmente en la minería hay muchas mujeres trabajando, siempre obviamente representamos un porcentaje menor, sobre todo en puestos jerárquicos. Es un tanto difícil pero gradualmente va cambiando la mirada y la aceptación de que existan mujeres en esos espacios que fueron tradicionalmente ocupados por hombres. Aunque queda todavía mucho camino por recorrer porque en las cámaras (CAMICRUZ y CAEM) soy la única mujer, de alguna forma voy abriendo caminos para ganar más lugares para nosotras.

ANM: No debe ser sencillo. ¿Cómo surgió esta idea de “recuperar” las relaciones con el Puerto de Deseado?

CZ: El año pasado comenzó el trabajo de allanar el camino con todo el sector, tratando de buscar un lugar y demostrar que también estamos a la altura, y en función de eso y un poco como desafío personal, primero le propuse a la empresa a la cual pertenezco llevar adelante este trabajo, porque me parecía que estabamos desaprovechando  el hecho de tener el  mejor puerto de la provincia y de toda la región, que logísticamente es privilegiado en función sus cualidades y de la cercanía con todos los proyectos y que fundamentalmente, el no operar por este puerto impactaba directamente en los costos, que se ocasionan a partir de los movimientos de importación, que el sector tenía y tiene. Debiendo operar por puertos como el de Puenta Arenas.

ANM: Si, a eso que explicas nos referíamos en particular. El puerto de Puerto Deseado, valga la redundancia,  estaba prácticamente desaprovechado en materia minera y las empresas operan por otros puertos. ¿Es así?, según entendemos tu participación fue clave para poder recuperar la relación con Puerto Deseado.

CZ: “Esta bueno recalcar la forma de trabajo, esto de poder juntarse todos los sectores y dialogar, para lograr un objetivo, que solo perseguía que todos nos veamos beneficiados. No se podía sentar a los estibadores, ni a los demás gremios que trabajan en el Puerto de Deseado con el sector minero, porque hubo un quiebre y de ahí en más directamente todo lo vinculado a la minería era un no rotundo y yo lo que veía era que en definitiva estábamos perdiendo todos, Puerto Deseado, el sector minero y los trabajadores portuarios, quienes debían también  entender que era un perjuicio para ellos. Finalmente después de mucho esfuerzo, el año pasado logramos reunirnos todos, primero fue con cada sector en particular y luego todos juntos. Después hubo varias reuniones, donde se fueron puliendo detalles hasta lograr un acuerdo que se firmó y se homologó ante la Secretaria de Estado de Trabajo de la provincia.

Cuando surgió esta iniciativa, nosotros hicimos un estudio para ver cuánto significaba en valores el ingreso del cianuro para analizar la factibilidad de volver a trabajar en Puerto Deseado. Calculamos la cantidad de contenedores que moveríamos, sólo de cianuro, y la verdad eran cifras muy significativas. Es importante aclarar que, en cuanto a los valores, por allí a UNEPOSC (Unidad Ejecutora Portuaria de Santa Cruz) no le modifican sustancialmente los ingresos, porque sus tarifas no son altas en cuestiones de movimientos de cargas, pero la realidad cambia favorablemente para las empresas de estiba porque para ellos si significa mucho dinero, tengamos en cuenta que hay alrededor de 300 contenedores (solo de cianuro sin contar el movimiento de otras cargas) que pueden sumarse, esto implica aproximadamente unos 15 millones de pesos anuales que van a sumarse al circulante de dinero en la comunidad de Puerto Deseado”

ANM: Es un logro muy significativo y también muy positivo para todos, ¿Cómo siguió el tema posteriormente, continúan trabajando en aceitar esas relaciones entre los sectores, hay otras alternativas para conectar el puerto con la actividad minera?

CZ: “Esa fue la punta del iceberg, yo considero que a partir de haberse destrabado la situación con el cianuro, que era como un gran nudo, pudimos empezar a trabajar de nuevo. El trabajo con cianuro tiene determinadas cuestiones que necesariamente deben resolverse porque como todos saben se trata de carga peligrosa y como tal debe ser muy bien controlada. Existen a nivel internacional algunas exigencias para los puertos en función de este tema. La administración portuaria de Puerto Deseado está trabajando para prontamente conseguir la certificación internacional y ofrecer competitividad para nuestro muelle, ahora dependemos de esa habilitación para que el proveedor internacional nos pueda cotizar el movimiento vía Deseado. Somos optimistas al respecto y calculamos que para mayo se habrá completado el trámite y podremos avanzar firmemente en este sentido.

Independientemente de eso, hay productos/ insumos que se utilizan en minería que vienen del exterior, porque hay un porcentaje que no se fabrica nacionalmente,  entonces si o si debemos importar, como por ejemplo las bolas de molino que son esenciales para la actividad. Puerto Deseado cuenta, como señalaba al comienzo, con un puerto multipropósito. No tiene que ser solamente pesquero, esta adecuado y es perfecto para poder tener todo tipo de cargas, entonces ahí tenemos que apuntar, la pesca es cíclica y sabemos que es el motor, pero en el momento de baja podemos tener otras opciones y de esa manera todos los meses del año tener trabajo, la balanza puede equilibrarse y erradicar situaciones conflictivas que genera la falta de actividad, y que por supuesto afectan a todos ”.

ANM: Cambiando un poco el enfoque de la entrevista, hace casi seis meses que se inauguró Don Nicolás, ¿Cómo fueron estos primeros meses en actividad y cuáles son las expectativas a futuro?

CZ: “Nosotros entramos en producción en diciembre del año pasado y al momento estamos en la fase de puesta a punto de la planta, con todos los esfuerzos destinados a  lograr la capacidad nominal de nuestra planta. Durante el ramp up hemos tenido dificultades que han impactado fuertemente en nuestros costos, pero hemos trabajado duramente para estabilizar la operación y lograr los objetivos. Si bien la mayoría lo sabe es importante aclarar que los proyectos se miden por la producción de onzas anuales. Nuestro objetivo al iniciar el proyecto era de alrededor de 45/48 mil onzas anuales, somos un proyecto chico en comparación con el resto de los proyectos de la región, pero también es importante mencionar que somos la única empresa 100% de capitales privados nacionales.

Contestando la pregunta, y  si bien comenzamos a producir y tenemos grandes expectativas, tenemos un cálculo de seis años de vida útil, de producción aunque continuamente estamos con plan de exploración, con la finalidad de sumar vida útil al proyecto.

También nuestras expectativas están puestas en lograr el desarrollo sustentable de las comunidades cercanas al proyecto, los programas sociales proactivos, el apoyo a los proveedores locales y la necesidad de utilizar técnicas modernas de minería que contemplen la seguridad y el medioambiente tanto para el cuidado de las personas como de los recursos naturales. Creemos en el trabajo articulado entre todos los actores; estamos para acompañar y trabajar juntos. Porque creemos que es la única manera de sacar “la mala fama” que la minería, aun puede tener. Trabajando de manera real con las comunidades.-

Noticias Mineras.com