La minera de origen canadiense Yamana advirtió que el impuesto a las exportaciones anunciado por el Gobierno nacional no es válido si no pasa por el Congreso.


La firma, que en el país cuenta con dos yacimientos importantes, Gualcamayo, en San Juan, y Cerro Moro, en la provincia de Santa Cruz, además de los derechos de Agua Rica en Catamarca, advirtió que el nuevo impuesto a las exportaciones creado por la actual gestión y anunciado días por el presidente Mauricio Macri, no es válido y advirtió que recurrirá a la Justicia para que se lo declare inconstitucional.

«Nuestra mirada es que el impuesto anunciado no es efectivo antes de estar aprobado por el Congreso. Hasta el momento, no se ha introducido legislación en el Congreso para hacer que el impuesto propuesto sea válido y darle una sanción constitucional», advirtió el presidente y CEO de la compañía canadiense, Daniel Racine.

Según publicó el sitio web especializado Mining Journal, el ejecutivo dijo que la empresa evalúa «el impacto de los pactos de estabilidad fiscal» en vigencia.

«Claramente, entendemos el objetivo de estabilidad fiscal en el país y que el impuesto propuesto se dirige a ese objetivo. Por eso, estamos trabajando por los canales establecidos para buscar una resolución constructiva a este tema en muchos frentes, incluida la forma en la que el impuesto entrará en vigencia y se aplicará», subrayó.

Inconstitucional

Yamana, una compañía con 9.300 empleados a nivel global, anunció que se presentará ante la Justicia para denunciar que el nuevo impuesto es inconstitucional. Según advirtió, la presentación se realizará a través de su subsidiaria Minas Argentinas y Estelar Resources.

El Gobierno planteó un impuesto del 12% sobre todos los bienes exportados desde el país, con un tope fiscal de cuatro pesos por cada dólar estadounidense de oro y oro sin refinar y tres pesos por cada dólar de plata sin refinar, cobre y minerales y concentrados de metales preciosos. La medida fue anunciada junto a otras que incluyeron recortes ministeriales para hacer frente a la crisis económica.

Según la empresa, sus emprendimientos en el país y que están ubicados en San Juan y en Santa Cruz están protegidos por una «estabilidad fiscal».

Desde la firma se señaló que tras el anuncio del Gobierno sobre el nuevo impuesto a las exportaciones, las acciones de Yamana cayeron alrededor de un 17%.

El Ancasti