San Juan/Obra pública: inquieta a empresas y gremio, y el Gobierno admite merma

0
169

La crisis nacional ya golpea al sector que había venido sosteniéndose con el esfuerzo provincial.

Por Elizabeth Pérez

A pesar que San Juan encabeza las ciudades del país con menor desocupación, y que la obra pública hizo que el sector de la construcción se mantuviera por mucho tiempo como una isla, el declive que se viene produciendo por la crisis económica del país y la inflación, el freno que puso la Nación a los pagos adeudados, la finalización de obras en curso y la pérdida de empleo ha cambiado ese escenario y causa preocupación en las empresas constructoras y en el gremio de la UOCRA.

Desde el Gobierno, el secretario de Obras, Jorge Deiana; dijo que «lógicamente la situación económica no hace que las grandes obras sigan al mismo ritmo que antes», que la inflación «ha carcomido las finanzas de la provincia», y como se quiere preservar el equilibrio fiscal, «hay que moldear la evolución del gasto en relación a los recursos que ingresan». Mencionó que las obras viales han sufrido una merma en la evolución que traían, como el Plan 2000 cuadras, donde la provincia afectaba muchos recursos coparticipables y afrontaba casi la totalidad del gasto, pero que a pesar de la crisis; se siguió financiando la Ruta 40 norte a Vialidad Nacional, «y hay intención de mantener la obra, lógicamente con las restricciones del tema económico». Anticipó por ejemplo que en el próximo presupuesto se intensificará la inversión en infraestructura escolar y en salud.

Pero la baja del nivel de actividad es evidente. El Instituto de Estadísticas y Registro de la Industria de la Construcción (IERIC) acaba de difundir nuevos datos de ocupación de obreros y estos muestran una fuerte retracción, la quinta en forma consecutiva. Los puestos de trabajo registrado en San Juan ascendieron a 9.371 en agosto pasado, una caída del 3,8% respecto al mes anterior; y un derrumbe del 11,8% respecto a igual mes del año pasado. Esto se da en un escenario donde la obra privada está prácticamente frenada y la pública está sufriendo la desaceleración, lo que ha hecho crecer la preocupación dentro de las empresas constructoras por el riesgo a las pymes y el empleo en el sector. Ese fue el tema central de la reunión que mantuvieron directivos de la Cámara Argentina de la Construcción con el gobernador Uñac el pasado 13 de noviembre, donde pidieron buscar alternativas para atender la compleja situación económica. Allí se habló de la reducción y finalización de obras en marcha, y la falta de nuevas, y demoras en los pagos. «Sabemos que se acaban las obras, que la economía viene complicada, eso hará que el presupuesto se achique y vendrá una menor inversión en obra pública», dijo su presidente, Ante Dumandzic. «Pero como todas las empresas y trabajadores debemos seguir viviendo, debemos apoyarnos en fuentes laborales como la minería», añadió. Justamente un pedido de las constructoras a Uñac fue por una mayor participación en licitaciones de la mina Veladero. Minera Andina del Sol (ex Barrick) otorgó las licitaciones de un fuerte plan de inversión en la ampliación del dique de colas a empresas foráneas, y generó la queja de las locales. «Vemos que hay una participación local muy baja. Se le ha requerido a la minera que cumpla con la exigencia de la Declaración de Impacto Ambiental de dar prioridad a empresas locales», señaló Julian Rhins, vice de la entidad. Rhins añadió que otra preocupación son los atrasos de algunos pagos: «estamos en conversaciones con el Ministerio de Infraestructura para solucionarlo», dijo. No fue posible que algún funcionario del Gobierno respondiera al respecto, pero los constructores dicen que las autoridades explicaron en el encuentro que vienen de 14 meses seguidos recaudando menos impuestos, y que además del atraso del pago de la deuda que mantiene la Nación, se suma el «reperfilamiento» de bonos e instrumentos en los que la provincia tenía su ahorro.

«La provincia pasa por un momento más crítico con respecto al ámbito de la construcción, teniendo en cuenta la situación económica que vive el país», dijo por su parte Eduardo Cabello, secretario General de la UOCRA. Mencionó que el sector es consciente de que la Nación no ha devuelto los dineros adelantados por San Juan para hacer obras, y que la provincia no puede seguir colocando más fondos «a pesar de que sigue haciendo los esfuerzos para no paralizar la obra pública en San Juan». Aseguró que el Gobierno «avisó a todos los sectores» que esto iba a pasar, y que hoy hay unos 600 a 700 compañeros que hacía mucho que no estaban desocupados». Pero se mostró esperanzado en el nuevo Gobierno nacional y en la entrada a pleno de la obra del dique El Tambolar.

Salud y escuelas

 Desde la Secretaría de Obra informaron que no escatimarán inversión en mantenimiento de escuelas y para el área de la Salud. Sigue en construcción el hospital 25 de Mayo y en el 2020 se prevé construir el de Rodeo, en Iglesia. También trabajan en el Marcial Quiroga, en el de Jáchal y el de Zonda, además de nuevos módulos en departamentos.

Caída del consumo

El consumo de cemento en septiembre cayó 7,2% interanual. Entre las provincias que disminuyeron su consumo hubo una distribución geográfica heterogénea: encabezadas por Jujuy, provincias norteñas como Tucumán, cuyanas como San Juan y sureñas como Tierra del Fuego, sufrieron mermas de más del 20% interanual

Diario de Cuyo