Santa Cruz: Newmont bajó una contratista y los proveedores piden mesa de diálogo

0
103

La productora de oro dio de baja el contrato con una pyme local ante “los reiterados incumplimientos a los estándares de seguridad”. La decisión generó el reclamo de la Cámara de Proveedores Mineros (CAPROMISA), que solicitó evitar bajas laborales. Hubo marcha de los mineros en Perito Moreno.

Cerro Negro, el proyecto de oro y plata más grande de Argentina, se encuentra en conflicto desde el jueves ante la paralización de las actividades del personal convencionado. Las diferencias iniciaron ante la baja de una pyme que desarrollaba tareas en el proyecto operado por Newmont-Goldcorp.

Mientras la operadora adujo que los cambios obedecen a incumplimientos a los estándares de seguridad, la Cámara de Proveedores Mineros (CAPROMISA) solicitó abrir un marco de diálogo que retrotraiga las bajas laborales y AOMA Santa Cruz reclama la continuidad laboral de 50 trabajadores y advierte que puede incrementarse el número de despidos.

Hasta el cierre de esta edición, Perito Moreno, municipio de influencia de Cerro Negro, era escenario de movilizaciones llevadas adelante por los mineros que buscan evitar los despidos.

Precisamente este mes se cumple un año desde que la firma estadounidense se fusionó con la canadiense monopolizando el mercado del metal precioso, y aún lleva adelante una reestructuración en todas sus operaciones.

Tras 20 años, Santa Cruz se ha posicionado a nivel país como uno de los territorios más competitivos para el desarrollo de la minería. Si el objetivo es que la industria se convierta en el polo de crecimiento y progreso, es necesario sostener el frágil equilibrio entre el sector público, privado, comunidades y trabajadores.

Newmont

“Para proteger la integridad física de las personas que trabajan en Cerro Negro, se ha rescindido, el 15 de enero de este año, el contrato con una empresa que realizaba trabajos en la Mina San Marcos”, informó la parte empresaria en un comunicado de prensa. La decisión obedece a los reiterados incumplimientos a los estándares de seguridad, “evidenciados en los múltiples incidentes y hallazgos en los últimos 5 meses, situación incompatible con el compromiso de la compañía con la seguridad de las personas”, “para Newmont la seguridad es el valor que rige la cultura de trabajo”. Asimismo, recordó que en octubre pasado “se suspendió la obra de este contratista por siete días, luego de un evento de seguridad considerado de alto potencial de fatalidad”.

La productora explicó que “a pesar de la importancia que reviste para la empresa el avance de la construcción de la mina San Marcos, la compañía priorizará la integridad física de las personas”, y deslizó que la medida de fuerza es “injustificada” solicitando la mediación del Gobierno Provincial.

Culminó el escrito dando a conocer que trabaja “en un plan para reiniciar dichas tareas de manera segura con la mayor premura posible”.

CAPROMISA

La Cámara de Proveedores Mineros comunicó su solidaridad con los despedidos y señaló que “en estos momentos tan delicados para la economía de la provincia y del país, Newmont tomó determinaciones que ponen en riesgo la fuente laboral”, generando “una situación problemática, son 50 familias que quedan en Perito Moreno sin empleo, muchos que probablemente la contratista trajo de otras provincias”, explicó Fernando Paulasa, presidente de la entidad.

Asimismo, pidió desarrollar una industria participativa entre todos los actores, “evitando medidas inconsultas y arbitrarias, necesitamos que todos entiendan y se comprometan con el diálogo”, remarcó.

En otro orden, subrayó que la megafusión entre los gigantes del oro “derivó en la implementación de nuevas prácticas y políticas de la compañía, algunos contrarios al compre local”.

Además, recordó el pedido que realizó Javier Castro, secretario general de AOMA Santa Cruz, a las operadoras, para poner en marcha de manera definitiva el desarrollo de los proveedores locales y con ello aportar a la revitalización de la economía regional.

La Opinión Austral